• El otro día pregunté en Twitter qué les gustaría leer por acá y …
    Mostrar todo
  • En pocos meses este espacio cumple 10 años. Eso es un montón de tiempo …
    Mostrar todo
  • Planear un viaje en época de crisis puede ser virtualmente imposible pero si es algo …
    Mostrar todo
  • De alguna forma misteriosa, llegó septiembre y Fashion Week otra vez. Parece que Febrero fue …
    Mostrar todo
  • Planear un viaje en época de crisis puede ser virtualmente imposible pero si es algo que querés hacer a como de lugar y tu bolsillo te lo permite, acá van algunos consejos que creo que pueden ser de utilidad ya sea si aún no empezaste a planear o si tenías todo a medio hacer y la devaluación te cayó en el medio.

    Hay que decir la posta, vivir en países con inestabilidad económica es complicado en todos los sentidos y más aún a la hora de querer acceder a servicios o productos que no son de primera necesidad. Viajar es un privilegio, eso es real. Pero también es real que a veces es más alcanzable de lo que pensamos.  Hay distintos tipos de destinos, distintos tipos de viajes y de presupuestos.  Antes que nada, si podés y sabés que eventualmente querés viajar, empezá a ahorrar como puedas y te alcance. Puede aparecer una oportunidad en cualquier momento.

    *Este posteo está pensado para viajes internacionales pero puede aplicar para nacionales también si son de larga distancia

    Sobre los pasajes

    Sacar el pasaje a un lugar es creo de las cosas más emocionantes y atemorizantes que hay. No sé si les pasa lo mismo pero siempre que tengo que apretar el botón de comprar, por más de que haya hecho un recorrido similar varias veces me sube toda la adrenalina. Es el primer paso, tener los pasajes es concretar el viaje, o una gran parte.

    La mayoría de las páginas de viajes (Despegar, AlMundo, BestDay, TurismoCity, etc) tienen promociones con tarjetas y bancos. Es un poco complicado sacar pasajes al contado solamente porque la tarjeta de crédito te permite dividir el monto en cuotas y para cuando sea momento de viajar, va a estar pagado en gran parte. Lo mejor siempre es sacarlos con mucha anticipación, esto hace que sea infinitamente más barato y que el precio se congele al cambio del momento.  Puede parecer raro pero tener pasajes más de medio año antes de viajar es completamente normal.

    Los precios varían por temporada, existe la temporada baja (cuando va menos gente) y la temporada alta (cuando va todo el mundo). Saber cuando es alta o baja en el lugar que queremos ir va a abaratar bastante los pasajes y todo lo que se gaste en el lugar. No es lo mismo ir a Mar del Plata en verano que en invierno y eso también se traslada a virtualmente cualquier lugar que queramos conocer. Por ejemplo, los cruceros suelen bajar los precios cuando es temporada de huracanes y en Europa cuando es invierno. También está bueno aprovechar si hay alguna oferta por aerolineas, lo malo de esto es que las fechas y el tiempo lo ponen elllos PERO si no es algo que te moleste, dale gas.  PromoAereas es un lugar para conseguir ofertas muy confiable.

    También hay que tener en cuenta que existen aerolineas low cost que en principio están bien pero a veces no incluyen comida, ni valijas y todo eso se cobra aparte. Evalúen todas las posibilidades y siempre revisen la política de equipaje de la aerolínea antes de cualquier cosa. 

    Sobre el alojamiento

    Como decía más arriba, hay distintos tipos de presupuestos, viajes y destinos. Todo esto hace que el alojamiento varíe también. Podemos agruparlos en tres grandes grupos: Hoteles, Airbnb y hostels. Los hoteles suelen ser la opción más cara de todas pero depende del lugar se pueden encontrar algunas joyitas. Si consiguen con desayuno y se levantan temprano, se ahorran unos pesos también. Mejor opción para familias. 

    Luego tenemos Airbnb, es una plataforma de personas que alquilan sus propios espacios y pueden ser habitaciones privadas, compartidas o casas enteras. Lo mejor de esto para mi es que al tener cocina se abarata mucho el costo de la comida también. Además sirven para conocer gente (si se comparte casa) y tener más libertad ya que es como si fuese tu casa (aunque claro, cada anfitrión tiene sus reglas).  Si quieren un descuento en su primer airbnb acá tienen mi link. Mejor opción para parejas o viajeros solxs. (familias también si se alquila toda la casa)

    Por último tenemos los hostels. Suelen ser la opción más barata pero también hay que tener en cuenta que las habitaciones tienden a ser compartidas entre varias personas y también los baños. (pueden ser todas mujeres, hombres o mixtas). Algunos lugares tienen habitaciones separadas y baños privados. Están buenos para si unx viaja solx porque son lo mejor para conocer gente, suelen hacer actividades de integración, excursiones y tienen a veces descuentos o promociones para lugares.

    Otra opción es la de counch surfing. CS es una plataforma que conecta locales con viajeros, te dejan dormir en “su sillón” o algún lugar extra que tengan a cambio de un poco de ayuda en la casa, personalmente nunca la usé pero si les interesa pueden chusmear ustedes.  Por último, hay algunos grupos de Facebook que ofrecen lo mismo si buscan “gypsy housing” y el nombre de la ciudad.


    Viajar en época de crisis: gúia básica


    1- FIJAR UN PRESUPUESTO

    Tener un presupuesto fijado a la hora de viajar en época de crisis va a hacer que todo lo que hagamos esté mucho más controlado. Tanta plata va destinada al alojamiento, tanta a las compras, tanta a excursiones o transporte y tanta a comida u otros. Para esto también es fundamental PENSAR EN MONEDA LOCAL. Si hay que pasar todo de pesos a dólares o a euros o cualquier otra moneda con más respaldo que la nuestra no vamos a salir de la casa, los precios son distintos en todas partes, varían por país, por temporada y por barrio inclusive. Por eso es que el presupuesto es importantísimo.  Para mí lo mejor es tener apróximadamente un monto de lo que se puede gastar en cada día y tratar de moverse con eso. Se puede buscar el lugar en base al presupuesto o adecuar el destino a lo que podamos gastar. Claro que esto hace que cambie el tipo de viaje pero está a elección de cada persona. El presupuesto de base nos va a servir como punto de partida para cualquier camino que queramos tomar.

    2- BUSCAR REFFERENCIAS

    Buscar referencias de precios es mi segundo consejo. ¿Cuánto sale la comida, el transporte, el alojamiento en promedio? Antes de viajar hay una parte importante de googlear cosas. Los precios también varían por localidad entonces si lo que queremos hacer está centralizado en un barrio, es mejor buscar alojamiento por ahí porque podemos ir caminando a los lugares y nos ahorramos tiempo y dinero de viaje. Lo mismo pasa con supermercados o lugares para comer. Todo esto yo lo suelo ver en youtube o blogs de viaje buscando personas que hayan ido a donde yo quiero ir. ¿Es mejor ir en avión, en bus o en trén? ¿cuánto sale el viaje en subte? ¿cómo viajo desde el aeropuerto a la ciudad? Para excursiones o museos, hay que revisar las páginas de cada uno. Algunos precios cambian por día de la semana o son gratis inclusive, hay descuentos para estudiantes o residentes con algún pasaport especial.  También ayudan los itinerarios ya armados de google que fijan lo “importante” de cada ciudad. En resumen: investigar, consultar y anotar todo. Cada viaje tiene una parte de investigación previa fundamental.

    3- SACAR LOS NUMEROS GRANDES CON ANTERIORIDAD

    Con esto me refiero a que cuando llegue el momento del viaje en sí, las cosas “grandes” (pasajes, hoteles, excursiones) tienen que estar pagados casi en totalidad o ya sacados con tiempo. Esto sirve porque 1- congela el precio de las cosas al molmento de sacarlo y 2- aliviana mucho la vuelta. Además, todo es más barato si se saca con anticipación como ya dije. Si ya tienen una fecha establecida para viajar, busquen pasajes y no esperen a sacarlos porque se agotan y luego es porbable que aumenten.

    Me gustan las aplicaciones como HOPPER que te avisan cuando hay vuelos baratos disponibles para la fecha elegida o si conviene esperar o no. Cuanto más antes saquemos los numeros grandes, más libres van a estar las tarjetas (porque cuotas, siempre) a la hora de viajar en sí.  Primero se sacan los pasajes, luego el alojamiento, luego las excursiones o paseos que requieran anticipación como puede ser Disney, visita a la Estatua de la Libertad, subir a la torre Eiffel, el parque de Harry, etc.  Cuando todo está hecho – en base al presupuesto- podemos ver qué queda para el resto.

    4- ORGANIZACIÓN PRIMERO

    Para no rompernos la cabeza y olvidarnos de todo, siempre la organización es clave. Armen planillas (en google drive o excel) con lo que vayan gastando, lo que falte pagar, lo que ya esté reservado, etc. Su yo del futuro se los va a agradecer eternamente. También aplica para mapas de google con lugares que queremos visitar e itinerarios. Les decia que hay páginas o apps que ayudan a buscar los mejores precios y ayudan a ahorrar un poco. Pero para lograrlo hay que organizarse y tener todo contemplado. Ver qué requiere tiempo de preparación y poder tenerlo en cuenta para hacerlo antes de viajar y que no te caiga de sorpresa. Si hay que sacar visas, qué documentos o vacunas hay que tener, si lo que queremos hacer esta abierto en esa fecha, etc.

    5-  MANEJARSE CON DÉBITO (en lo posible)

    Las tarjetas de crédito yo prefiero usarlas para lo que dije arriba y luego en la ciudad, usar débito /o efectivo en su defecto/. Creo que es mucho más fácil de manejar y de controlar que el crédito. Claro que si hay algo que comprar grande, capaz es mejor hacerlo en crédito pero teniendo en cuenta todos los impuestos extras que cobran y que el dolar un día sale una cosa y al otro es distinto… seguir con el presupuesto en efectivo o débito es lo mejor en mi opinión.

    Vayan a su banco y consulten para abrir una cuenta en dólares /que pueden cerrar cuando vuelvan/ y habiliten su tarjeta de débito para compras internacionales. Cada banco funciona distinto así que capaz te cobran por extracción en efectivo – esta información la pueden encontrar en la página del banco central de la nación – y depende de si el banco tiene sedes internacionales o no. Hay muchas cosas que tener en cuenta y por eso como dije antes, hay que investigar todo primero.

    Generalmente, casi todos los lugares aceptan débito. Si no, siempre está el efectivo pero yo soy medio paranoica y por eso prefiero no llevarlo encima. Antes funcionaba eso de “lo tarjeteamos y vemos” pero con tanta inestablidad creo que es mejor ir a lo seguro: la plata que hay es ésta y listo.

    También, por seguridad recomiendo diversificar el dinero.  Es decir, no poner todos los huevos en una sola canasta. Una parte es mejor tenerla en efectivo y cambio chico para ir y venir de los aeropuertos o comprar tickets de subte y usarlo cuando no acepten tarjetas, otra parte en crédito y otra en débito. Así si se pierde alguna de las tres, hay un respaldo y no quedamos en pampa y la vía.

    6 –  Eliminar lo innecesario

    Hay veces que en los lugares muy turísticos se ofrecen packs que en primera instancia parecen de lo más atractivos. Lo cierto de esto es que muchas veces, si bien SÍ te ahorrás un poco en el todo, capaz no todo lo que ofrece es de su interés. Por ejemplo, en París hay un pase de museos pero a lo mejor no quieren ir a todos o no tienen suficiente tiempo para recorrerlos entonces hay que elegir y hacer una lista de prioridades. Qué queremos hacer SI O SI y apartar el tiempo y el dinero para eso.  Yo soy partidaria de los itinerarios entonces poder asignar un día para cada cosa que queramos hacer es fundamental, así maximizamos el tiempo y los recursos y podemos aprovechar cada momento.

    • ¿Cuánto tiempo hay que ahorrar? Honestamente depende mucho del lugar al que quieras ir, de tu suedo, de tu capacidad de ahorro y de los días que quieras quedarte. Del tipo de viaje, de la cantidad de gente que vaya, etc. Hay mi variables, pero lo único que puedo decir es: empezá. Tratá de poner una fecha y apuntá a eso.
    • ¿Cuánto cuesta un viaje a x parte?  Lo mismo de arriba. Cada lugar varía en precios cada mes por lo que no puedo hacer un estimativo para cada caso porque no aplica. Pero cualquier viaje internacional podemos calcularle no menos de 3mil dólares con pasajes y estadía.
    • ¿Es necesario llevar mucho efectivo? NO. Para mí lo mejor es llevar un poco de efectivo y lo demás todo débito -si se puede en la moneda local ya que el cambio puede afectarte si se debita en pesos, aunque es una opción-
    • ¿Vale la pena sacar seguro de viaje? Sí, siempre. Fundamental.
    • ¿Es necesario tener tarjetas de crédito? No es obligatorio pero recomiendo que sí y más si es un destino internacional.
    • ¿Tengo que priorizar el alojamiento o la comida? Depende del tipo de experiencia que quieras tener. Si estar en un lugar cómodo es importante para vos, mucho del presupuesto se va a ir en eso, para otras personas puede ser en entradas a museos o compras. Cada unx decide qué es lo principal.

    Espero que estos consejos sobre cómo planear un viaje les hayan servido, si ya están por viajar pueden ver este posteo sobre qué tener en cuenta antes de viajar y si tienen alguna pregunta o sugerencia de algún post en especial, déjenlo en los comentarios.

    Follow:
    Lessie
    Lessie

    Journalist and Harry Potter nerd creating digital content since 2009

    Find me on: Web | Twitter

    Compártelo

    Leave a Reply

    3 Comentarios

    1. Sabrina
      octubre 9, 2019 / 10:01 pm

      Creo que te amo por esto

    2. Laudel
      octubre 11, 2019 / 12:38 am

      GRACIAS LESSIE

    3. noviembre 4, 2019 / 1:06 am

      No recomiendo usar tarjetas de débito fuera del país porque son muy susceptibles a ser clonadas, aunque ahora se están actualizando y renovando con el chip, pero no paro de escuchar anécdotas fuleras de viaje de gente a la que le dejaron la cuenta en cero o en rojo. D:

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


    Looking for Something?